Últimas noticias

Maximiliano Pullaro hizo cuentas: 140 mil millones le costaría la motosierra de Caputo

POLÍTICA - SANTA FE Agencia 24 Noticias Agencia 24 Noticias
pullaroreunioneconomiajpg

Si bien el Gobierno está centrado en el debate de la ley ómnibus, ya tiene decidido avanzar con un ajuste a las provincias para compensar lo perdido por el retiro del paquete fiscal en el marco de las negociaciones en el Congreso. El gobierno de Maximiliano Pullaro hizo las cuentas y dimensiona el costo que tendría para Santa Fe la tijera del ministro de Economía, Toto Caputo: algo así como la pérdida de un mes entero de la masa salarial de todos los estatales es lo que está en juego si se cortasen aquellos fondos que no son coparticipación de transferencia automática.

Funcionarios del gobierno provincial calculan que la cifra giraría en unos 140 mil millones de pesos en 2024. Además de la comparación de la masa salarial también podría dimensionarse con el déficit que dijo recibir Pullaro del gobierno de Omar Perotti al asumir, entre 150 mil y 200 mil millones de pesos.
 
No es para nada menor el monto, aunque el propio gobernador relativizó el impacto en la provincia a horas del debate de la ley ómnibus, tema que se lleva la centralidad de la agenda de los gobiernos. En otras palabras, todavía la atención se la lleva la ley Bases, ya habrá tiempo para el resto de las discusiones.

La escoba
En ese paquete de recortes posibles por parte de Nación hay algunos puntos que se destacan y llevan mayor preocupación a quienes manejan la caja santafesina como los relativos a programas de salud, refuerzos alimentarios y de la docencia.
Uno de ellos es el Fortalecimiento a Comedores Escolares, una asignación exclusiva con contraparte de la provincia que financia la entrega de raciones a través de un refuerzo que complementa a los fondos provinciales. La discontinuidad de esto sería directamente achicar dinero para raciones de comida.
También ponen en alerta amarillo el programa Una Hora Más de Clase, una extensión horaria escolar dispuesta por el gobierno anterior por el cual Nación se hace cargo del incremento del salario docente para la ejecución del plan. Es decir que si se mantiene el plan pero no el financiamiento debería cubrirlo la provincia.

En la misma línea, el que está en la mira es el Fondo Nacional de Incentivo Docente (Fonid) aunque la salvedad que se debe hacer es que está establecido por ley, lo que dificultaría su cancelación. Tanto el Fonid como el programa Una hora más son dos cuestiones inoportunas para el gobierno provincial ya que está en plena tensión con los docentes por la negociación salarial en el marco de la paritaria que avisó no podrá cumplir al ritmo inflacionario.

Por otro lado, preocupa que se corte el anticipo de pago de montos a cuenta del déficit de la Caja de Jubilaciones por parte de la Anses. Si bien Nación está muy atrasada con las provincias que no transfirieron sus regímenes previsionales al Estado Nacional, les hace giros regulares a cuenta de lo que adeuda. Vale agregar que el déficit en cuestión es enorme y se sigue acumulando: hoy la deuda es cercana a los 100 mil millones.

También se mira con preocupación la poda de subsidios al transporte público de pasajeros a través del Fondo Compensador al Transporte Público con la que se relame el Gobierno para reducir el déficit. Se trata de transferencias realizadas desde el Estado Nacional a empresas prestatarias del servicio público. El tema transporte parece ser una bomba de tiempo que explotará si se cortan estas compensaciones y será inevitable que las intendencias golpeen las puertas de la provincia para reemplazar esas partidas y sostener el servicio.

Con informacion de Letra P.

Te puede interesar
Lo más visto