Últimas noticias

El caso Julieta Siles, una muerte llena de dudas

POLICIALES Agencia 24 Noticias Agencia 24 Noticias
WBJWN5OKHNAHBNRJDYSXFOLEVQ

La muerte de Julieta Siles mantiene en vilo a Salta. El cuerpo de la chica de 23 años fue encontrado en medio de un descampado lejano a su casa y en una zona a la cual ella no concurría. Si bien el fiscal de la causa informó que la autopsia preliminar estableció que no se encontraron signos de violencia, hay desconcierto en su familia.


El hallazgo del cuerpo se produjo al costado de una casa en construcción, ubicada dentro de un terreno baldío del barrio Tabacalero de la ciudad salteña de General Güemes. Las primeras hipótesis señalaban que podía tratarse de un femicidio porque presentaba presuntas heridas en la cabeza y el abdomen.

Sin embargo, con el correr de las horas, el fiscal penal Gabriel González especificó a través de un comunicado que “el informe preliminar de autopsia realizada en el Servicio de Tanatología Forense del CIF reveló que el cuerpo no presentaba lesiones externas que evidencien signos de violencia y que el deceso se habría producido por arritmia, insuficiencia cardiorrespiratoria y muerte súbita”.

Explicó, también, que “se solicitaron, además, estudios complementarios tales como anatomopatológicos y toxicológicos para determinar de forma fehaciente la causa y data del fallecimiento”, que podrían estar para hoy.

Esta situación pone en desconcierto a la familia de Julieta, que pide que se esclarezca el caso. TN habló con Gabriela, la hermana de la joven, quien detalló cómo fueron las horas previas al fallecimiento de la chica y cuál es la prueba clave que complica al único detenido.

Las últimas horas de Julieta
Julieta vivía con su mamá. El sábado a la noche le dijo que se iba a encontrar con unos amigos, cerca de las 22, a tomar tererés. “Estuvimos un tiempo en contacto con ella y después no nos respondió más los mensajes y no volvió”, detalló su hermana mayor a este medio. Inclusive, en su cuenta de Faccebook -red social en la que era muy activa- se puede ver que cerca de las 4:30 compartió un meme.

“Sin noticias de ella, al otro día que salimos a buscarla por todos lados y a la tarde empezaron a decir que encontraron a una chica fallecida en un descampado. De donde nosotros vivimos, atrás hay otro barrio y recién detrás está el descampado. No es una plaza, ni una calle. No es un lugar cercano a casa tampoco, es todo dudoso”, comentó Gabriela.

Además, indicó que su hermana no frecuentaba esas zonas, aunque brindó su propia hipótesis. “Creemos que se encontró con la persona que está detenida y que se fueron a la casa de él. Es una persona mayor a ella y el celular de mi hermana estaba en su casa”, precisó.

En el mismo sentido, contó que a Julieta la encontraron los vecinos dentro de este descampado, donde también hay una casa a medio construir, pero que está llena de pastizales.

“A nosotros no nos dieron el informe de la autopsia, nos citaron hoy para hablar con el fiscal, pero no hubo información de nada, lo único que nos dieron fue el certificado de defunción donde ponen que es muerte por arritmia, paro cardíaco y muerte súbita”, detalló Gabriela. Sin embargo, ella que es médica, aclaró que “en todas las actas de defunciones si no tenés una patología de base se pone eso”. “Eso decía el certificado, pero no nos dieron información”, lamentó.

Y por tal motivo, reclamó: “Si se trató de un paro hay que buscar la causa. Acá se volvió todo muy raro”. “Las amigas armaron una marcha y les dije que iba a ir porque es una muerte dudosa. Aparecer muerta en un descampado no hay que dejarlo pasar por alto, pero también queremos esperar a la justicia, ver cuáles son las pruebas, porqué este hombre tenía el teléfono de ella, hay que ver los mensajes y esperar un poco mas. Siento que no fue una muerte súbita. Hay que seguir investigando”, sostuvo.

El amor por el deporte y su fanatismo por Boca
Gabriela recordó a su hermana y contó que eran una familia muy unida. “Ella estaba haciendo el profesorado de educación física, le gustaba entrenar mucho, se cuidaba mucho con las comidas, era muy coqueta, le gusta arreglarse, no salía a comprar si no salía divina”, resaltó.

“Todo el tiempo estaba alegre, era fanática de Boca, inclusive en el entierro un vecino nos mando una bandera grande y con eso la despedimos”, agregó.

Además, precisó que “no tenía ningún problema de salud”. “Si estuvo haciendo tratamiento psiquiátrico durante un año, pero estaba dada de alta. Siempre con controles y seguimientos”, contó.

Con respecto a su teléfono, que apareció en la casa del único sospechoso, manifestó: “Ella no se despegaba de su celular, vivía con el celular en la mano. Por eso cuando no contestaba salí a buscarla”.

En el mismo sentido, señaló que el aparato siempre estuvo prendido, pero que nunca fue atendido. “Es todo muy raro como se dieron las cosas. Si es necesario vamos a poner nuestros abogados para que nos aconseje. Si es que hay un culpable queremos que se haga justicia porque es lamentable todo lo que pasó”, concluyó.

Con informcion de Todo Noticias.

Te puede interesar
Lo más visto