Macri lo hizo: Bullrich y Larreta acordaron bajar tensiones por necesidad

POLÍTICA Por Gonzalo PRADO
1667919257848

La feroz interna desatada en el PRO, como consecuencia de las tensiones entre la titular del partido, Patricia Bullrich, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, llegó a un momento de calma después del desayuno que organizó este martes el expresidente Mauricio Macri en el hotel NH de Plaza de Mayo, donde las figuras del espacio acordaron "bajar tensiones innecesarias" y mejorar la comunicación de cara a las elecciones de 2023.

Durante más de una hora y media, hubo dos temas que se llevaron la mayor parte de la conversación: las candidaturas en territorio porteño y la crisis económica. En cuanto al primer asunto, el alcalde se refirió a su foto con el senador Martín Lousteau, que despertó el enojo de la exministra de Seguridad, quien lo acusó de querer "entregar la Ciudad" a la Unión Cívica Radical. La exfuncionaria aclaró que sus declaraciones fueron tergiversadas y dijo que no pensaba que ese era el objetivo de Larreta.

Tras esa aclaración, Macri, Bullrich, Larreta, la diputada María Eugenia Vidal, sus pares de la Cámara baja, Cristian Ritondo y Diego Santilli, el senador Humberto Schiavoni y Federico Pinedo acordaron que, de ahora en adelante, los equipos de campaña dialogarán para evitar los “misiles mediáticos”.

“Fue una buena reunión, se avanzó en un mecanismo de coordinación. Ya hay uno político entre Bullrich y Larreta. Tendremos otro de campaña. No se discutieron detalles y hubo un clima muy distendido”, sostuvo uno de los presentes en dialogo con Letra P. Ya terminado el capítulo de la interna el propio Macri expresó su preocupación por la crisis económica que se vive en el país. El expresidente les hizo a sus invitados y sus invitadas su temor a que la inflación se acelere, que los ingresos se deterioren y que la conflictividad social vaya en aumento. En su análisis, a mayor descontento social más es el crecimiento del “voto bronca” lo que morigera las chances de victoria de Juntos por el Cambio (JxC)

"Estas cosas lastiman, entonces tenemos que tratar de tener tranquilidad", afirmó Santilli, al referirse escuetamente a los cruces que hubo días atrás entre la exministra y el jefe de Gobierno porteño. Ritondo, por su parte, explicó que el encuentro fue "para coordinar entre los precandidatos para que se eviten tensiones innecesarias" y ratificó que el PRO tiene tres nombres anotados para pelear por la presidencia: Bullrich, Vidal y Larreta. Luego, aclaró que “Macri nunca dijo que quería ser candidato” y contó que no fue necesario que nadie pidiera disculpas porque “todos forman un equipo que tiene confianza”.

Uno de los temas que no estuvo en la mesa fue la amenaza de Bullrich hacia el jefe de Gabinete porteño, Felipe Miguel. De acuerdo a lo que pudo reconstruir este portal, no hubo intenciones de recordar ese momento por el “impacto negativo” que tuvo dentro del PRO y por la situación de debilidad en la que quedó el partido amarillo frente al resto de los socios de Juntos por el Cambio (JxC).

De cara al Zoom de la mesa nacional de la coalición, que será este martes a las 18, en el PRO están convencidos de que tienen las mejores chances de quedarse con la candidatura presidencial del espacio para lo que es menester reducir las tensiones internas y enfocarse en llegar a las PASO de la forma más “cordial” posible.

 Finalizado el desayuno, al momento de retirarse, sólo Schiavoni, Ritondo y Santilli enfrentaron los micrófonos. Los tres hicieron foco en los puntos que se acordaron y en la necesidad de bajar la “belicosidad” entre las figuras del PRO.

Fuente: letrap.com.ar

Te puede interesar